Esade, UPC y IED, únicos participantesCERN_9


Por Dayana García Blas/ Día 13 de diciembre de 2015/ diarioabierto.es

Sistemas que mejoran el acceso al agua potable o que permiten conservar alimentos para distribuir a domicilio en países en vías de desarrollo, son algunos de los proyectos presentados.

Un grupo de diecinueve alumnos de España procedentes de Esade, de la Escuela Técnica Superior de Ingeniería de Telecomunicación de Barcelona (ETSETB) de la Universidad Politécnica de Cataluña (UPC) y del IED Barcelona Escuela Superior de Diseño, han sido escogidos para concurrir al Challenge Based Innovation, un programa de la Organización Europea para la Investigación Nuclear (CERN) que persigue hacer frente a las dificultades actuales que atañen a la sociedad.

Vuelven a participar

Estos tres centros de educación superior son los únicos participantes de nuestro país, aunque la inscripción está abierta a universitarios de todo el mundo. De hecho, es la segunda vez que dichas instituciones se implican en este programa de formación experimental sobre innovación con el fin de explorar los nuevos retos sociales.

Antes de su estancia en las instalaciones del CERN en Ginebra, los aprendices han analizado de forma multidisciplinar y durante cuatro meses en la ciudad catalana que las iniciativas presentadas sean viables y útiles para hacer frente a los desafíos futuros que afectan a la humanidad.

4 proyectos sociales

Los proyectos resultantes, que pueden dar pie a iniciativas de negocio, han sido cuatro. El primero es una tecnología que ayuda a reducir la alfabetización infantil y juvenil en países emergentes denominada “un árbol sabio con pantallas: Bam-Boo”. Se trata de un quiosco de conocimiento rico en pantallas, información, juegos y retos que facilitan la interacción entre la comunidad y el aprendizaje.

Otra de las innovaciones es un sistema de aire que mantiene la comida aislada y refrigerada lo que, a su vez, posibilita la distribución de alimentos a domicilio. El “Kelvin food for u” permite conservar los alimentos a una temperatura ideal, a través de sensores, preservando su calidad. En la misma línea, otra de las iniciativas que aporta soluciones a escala mundial es el Well2 go que prevé mejorar la salud pública gracias a la instalación de una red de sensores en fuentes de agua que detectan posibles problemas de salubridad. Cuando el agua no es potable o no está limpia se envía un mensaje a la red de técnicos y ONGs para que controlen el mantenimiento del agua en zonas remotas.

El último proyecto, Global Hub, es una plataforma que incrementa la movilidad laboral de los empleados en países europeos con la ayuda del Big Data. Es un soporte orientado a servicios de recursos humanos o bien para candidatos registrados en portales laborales como linkedin, que pueden conocer las condiciones de vida en un determinado destino (alojamiento, derechos, servicios asistenciales, educativos, etc.). Dicho proyecto tiene el apoyo del Ministerio italiano de ocupación, del programa Horizon 2020 de la UE y de la empresa Iconsulting.

Anuncios